por Leonardo Saphir – 1 nov 2022

 

Comenzamos el análisis de un aspecto puntual: la sociedad del futuro. Y lo hacemos con otro grande de la prospectiva: el genial escritor Aldous Huxley. Nacido en Surrey, Inglaterra, el 26 de julio de 1894, fallece en Los Angeles, Estados Unidos, el 22 de noviembre de 1963.

 

Autor de  cuentos y ensayos como Limbo, Fogonazos y La filosofía perenne; y novelas como Arte, amor y lo demás, Contrapunto y La isla. Aldous Huxley tiene un saber enciclopédico, fruto de una gran curiosidad intelectual. Es un hombre de ingenio incisivo y pensamiento abierto que, además de interesarse profundamente por el misticismo, lo hace también por el mundo cotidiano y sus exigencias: la paz, la ciencia, la conservación de los  recursos naturales, etc. Su mentalidad no acepta nunca el juego gratuito de las ideas, y en su pensamiento puede encontrarse la necesidad de aportar al mundo una estructura útil.

 

22 11 01 LS Mundo feliz 1 Aldous Huxley

Aldous Huxley

 

Esta nota está centrada en Un mundo feliz (en inglés, Brave New World), el libro escrito por Huxley en 1932. Ambientada en el año 2488, la novela es una distopía (lo opuesto a la utopía: sociedad imaginaria bajo un poder totalitario o una ideología determinada) que anticipa el desarrollo en tecnología reproductiva, cultivos humanos e hipnopedia (educación mediante el sueño) y manejo de las emociones por medio de drogas (soma). La humanidad es ordenada en castas donde cada uno sabe y acepta su lugar en el engranaje social. Una sociedad saludable, avanzada tecnológicamente y libre sexualmente. La guerra y la pobreza han sido erradicadas y todos son permanentemente felices. Sin embargo, la paradoja es que todas estas cosas se alcanzan tras eliminar muchas otras: la familia, la diversidad cultural, el arte, el avance de la ciencia, la literatura, la religión, la filosofía y el amor.

 

22 11 01 LS Mundo feliz 2 Portada Un mundo feliz

Portada del libro Un mundo feliz

 

En la escena que se acompaña a continuación se visualiza la visita a la “fábrica de bebés”. La película completa (hay varias versiones, la primera en 1980) muestra otros aspectos a los ya mencionados: una sociedad organizada y otra sociedad salvaje; la normalidad de “relaciones sexuales con distintas parejas”; la división en castas sociales por “coeficientes intelectuales”; la religión fordiana (adoración de Henry Ford); el saludo T (por el modelo T de los automóviles Ford), un nuevo calendario a partir del año 204910 (numeración decimal) o 40018 (numeración octal) o 1F (calendario fordiano). Y muchas otras características de la prospectiva en la sociedad futurista.

 

Un mundo feliz (fragmento)